A Toda Máquina XV: Amstrad CPC

El CPC (Color Personal Computer) fue un ordenador desarrollado y lanzado por Amstrad en los años 80 y que pretendía hacer la competencia a máquinas como el Commodore 64 o el ZX Spectrum. Su debut llegaría en 1984 con el lanzamiento del CPC 464. Introducía el concepto de “sistema completo”, ya que se vendía junto a un monitor (de color o de fósforo) y el reproductor de cinta de cassette. Esto se realizó para darle un aspecto más profesional y enfocar su objetivo tanto a uso doméstico como para empresas. Posteriormente, el CPC 664 sustituiría la cinta por el disquette.

Su entrada en el mercado fue algo tardía respecto a sus competidores, aunque aún conseguiría tres millones de ventas, destacando por su potencial gráfico respecto a otras máquinas de 8 bits. Posteriormente se lanzó la línea Plus, que no llegó a tener el suficiente éxito, al no poder hacer frente a los lanzamientos de las computadoras de 16 bits, por lo que en 1990 el producto sería descatalogado.

El ordenador contaba con un procesado Zilog Z80 a 4 MHz, aunque al compartir la RAM con el sistema de vídeo, la velocidad real era 3.3 MHz. Dicho sistema de vídeo soportaba una resolución de hasta 640×200, así como una paleta de 27 colores, lo que permitía un gran colorido en los juegos. En las últimas versiones de la máquina, llegaría hasta los 4096 colores.

En lo que se refiere al software, el CPC contaba con su propio sistema operativo, así como un intérprete de BASIC (una versión mejorada del Locomotive BASIC del BBC Micro). Más adelante se llegaría a implementar compiladores para PASCAL y C, por lo que se mejorarían las posibilidades de programación de la máquina.

En este vídeo podeis ver el excelente colorido que tenía el CPC para los juegos:

7 pensamientos en “A Toda Máquina XV: Amstrad CPC

  1. The Watcher

    ¡Yo tenía el de cassette! Anda que no me habré pasado horas cargando juegos que luego se jodían cuando estaban a punto de acabar… El monitor, por cierto, creo que es la máquina más perfecta que ha creado jamás el hombre: diecinueve años después de comprarlo, aún sigue sirviéndome de televisor junto con el convertidor que venía en el pack… aunque me temo que con el apagón analógico le tendré que decir adiós, porque dudo que le pueda acoplar un aparato de tdt.

    Un saludo, jaimixx, aunque no comente demasiado, te suelo leer ;).

    Responder
  2. frankiku

    Mi primer ordenador, si señor, una gran maquina. totalmente de acuerdo con “the watcher”, el monitor y el convertidor de tv todavia funciona a la perfeccion, y despues de darle caña al monitor con el cpc, tambien lo utilice con la ps1. y todavia funciona.

    Y seguro que el ordenador tambien, todavia lo tengo con todos los juegos. Vaya pedazo de maquina.

    Responder
  3. Big Boss

    OHHH! que recuerdos. No pasa un día sin que añore mi amado Amstrad 6128 de diskette. Buff, se me viene a la cabeza las partidas al Operation Wolf, Saboteur, Spitting Image, Target Renegade…

    Responder
  4. Esther

    I think its fine! … I think its fine! barbie is a fantasy and you can do whatever you want! i dont think its going to make girls get pregnant at a young age.its made for girls to have fun and do somihteng different Was this answer helpful?

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *