Diablo (1997)

Diablo es un videojuego de rol desarrollado en 1997 por Blizzard Entertainment y distribuido por la propia Blizzard en norteamérica y por Ubisoft en Europa. El videojuego sería lanzado tanto para PC como para Play Station y Mac, estando su equipo de desarrolladores formado por Erich Schaefer (que participaria dos años antes en Justice League Task Force), David Brevik (Aero the Acro-Bat), Max Schaefer (Justice League Task Force), Eric Sexton (NFL Quarterback Club II y Kenneth Williams

El videojuego está localizado en un mundo fantástico, donde desde el principio de los tiempos se ha desencadenado una guerra entre los guerreros de la Luz (dirigidas por ángeles y arcángeles) y la Oscuridad (que siguen los pasos de Mefisto, Baal y Diablo. Tras siglos de batalla hará aparición el Hombre, que llevando la guerra desde un plano espiritual hasta un plano físico. La aparición del Hombre inquietaría a dos demonios conocidos como Belial y Azmodan, lo que desencadenaría en la expulsión de Mefisto, Baal y Diablo al mundo mortal. Dichos demonios se encargarían de pasar a los hombres sus esencias de odio, terror y destrucción, derivando en guerras entre humanos. Para evitar esto, el arcángel Tyrael crearía la coalición de Horádrim con los magos más poderosos que encerrarían a los demonios en las Piedras del Alma.

Una vez encerrados, las Piedra del Alma sería enterrada en un templo subterráneo al lado de la ciudad de Tristán, quedando la orden de Horádrim encargados de velarlas. Pero pasados los siglos, los distintos magos que formaban la coalición terminarían enfrentándose, quedando Horádrim disuelto. Con su piedra fuera de vigilancia, Diablo escaparía y conseguiría meterse en la mente del arzobispo Lazarus, convenciéndolo para que raptara al príncipe Albretch. De esta manera, el pueblo de Tristán pediría ayuda a las arpías de la orden del Ojo Ciego, los Hechiceros de la orden de los Vizjerei y los Guerreros de Khanduras.

En el videojuego, tanto en el modo simple como en el multijugador, podremos escoger a nuestro personaje entre tres tipos: Arpía, Hechicero o Guerrero. Los Guerreros son buenos en los manejos de armas cuerpo a cuerpo con una gran fuerza y tienen la habilidad de reparar objetos. Por contra, no manejan bien las armas a distancia y tienen un poder mágico muy limitado. Los Hechiceros tienen el máximo poder mágico pudiendo recargar sus bastones mágicos, pero son bastante mediocres en cualquier otro tipo de combate. Las Arpías son las más equilibradas con un manejo de armas a larga distancia excepcional, un poder mágico considerable y un combate cuerpo a cuerpo débil, teniendo la habilidad de desactivar trampas. Cada personaje tiene una serie de atributos (fuerza, magía, destreza…) que irán aumentando según subamos de nivel.

Para completar nuestra aventura no nos bastará con las habilidades de nuestro personaje, sino que tendremos que interactuar con habitantes del pueblo para que nos den pistas, nos vendan o nos compren productos. De todos ellos destaca Caín, último de los miembros de la Orden de Horádrim que nos desvelará puntos claves de la historia. La historia está dividida en 16 niveles en los que tendremos que enfrentarnos a los monstruos seguidores de los tres demonios. Para enfrentarnos a ellos podremos hacer uso de diversos objetos y armas que nos vayamos encontrandos que, a su vez, pueden ir siendo mejoradas. Además podremos ir aprendiendo los 28 conjuros distintos que aparecen en el juego.

El videojuego tendría una gran recepción por parte del público, tanto por su gran calidad técnica con unos gráficos muy cuidados y grandes escenas cinemáticas, y una banda sonora que ambientaba estupendamente; como por su atrayente historia. Por otra parte, Diablo suponía una alternativa en el género de los RPG, alejándose bastante del estilo del rol japonés y acercándose a temáticas medievo-fantásticas. Por desgracia, el videojuego saldría exclusivamente en inglés (la traducción al castellano fue a cargo de un fan bastante años más tarde), lo que no permitió un mayor éxito al perderse la esencia de la historia.

Rápidamente se convertiría en un título de culto y en 1997 aparecería una expansión bajo el título de Diablo: Hellfire. En 2000 aparecería el esperadísimo Diablo II en exclusiva para ordenadores, que tendría su correspondiente expansión, Diablo II: Lord of Destruction. Tras el lanzamiento de la segunda parte, mucho se ha hablado de Diablo III lo que, tras ocho años, ha aumentado mucho la expectación. En Junio de este año, Blizzard empezaría a mostrar vídeos de lo que va a ser este videojuego, que se espera se estrene próximamente.

En este vídeo podeis ver como era el juego:

Y en este otro, un trailer de Diablo III:

0 pensamientos en “Diablo (1997)

  1. Montse Akane

    Mi adolescencia gira a este juego, pasaba las horas muertas jugando con él… tanto que llegó a preocuparme, jugaba casi de forma obsesiva ^_^U

    El primero me gustó mucho más que el segundo.

    Responder
  2. discos-miticos

    Soy fan de Blizzard, pero la verdad es que la saga Diablo nunca me ha dicho demasiado. Creo que no es adecuado denominarlo juego de rol (no lo digo por ti, jaimixx, es algo que hace todo el mundo), cuando más bien es un híbrido con más bien poco de rol. Además, su jugabilidad se reduce a ir bajando mazmorras mientras, al subir de nivel, obtienes mejores armas y hechizos para luchar contra enemigos más fuertes haciendo clic como un loco. No sé, la verdad es que nunca entendí muy bien el éxito del juego.

    Responder
  3. jaimixx

    Supongo que el éxito vendría precisamente por su caracter híbrido, ya que resultaba un juego mucho más digerible para un jugador medio, que el típico RPG de estilo nipón.

    Responder
  4. discos-miticos

    Eso es cierto. Sólo hay que ver el éxito de Oblivion comparado con su antecesor Morrowind, mucho más rolero.

    Si es verdad que Diablo hace énfasis en la acción directa y rápida, sin complicaciones, y tiene un sistema de armas/hechizos ejemplar (botón izquierdo, botón derecho). Y también es verdad que destila personalidad propia.
    Yo es que soy más de juegos de rol más complejos, Fallout, Morrowind, Kotor, etc.

    Responder
  5. Aina Martínez

    Estoy deseando que saquen el Diablo III, aunque si coincide con el estreno de la nueva expansión del wow, o del warhammer online… me temo que entre el tiempo que me roban estos juegos… no voy a dar a basto… eso sin contar que todavia no he probado el dichoso Conan, ya que este videojuego pide mucho equipo, y mi equipo prehistorico está al borde del colapso.

    Responder
  6. agente_naranja

    I can see what you see not
    Vision milky, then eyes rot
    When you turn they will be gone
    Whispering their hidden song
    Then you see what cannot be
    Shadows move where light should be
    Out of darkness, out of mind
    Cast down into the Halls of the Blind…

    Y qué buena era la ambientación, por Cthulhu.

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.